martes, 24 de julio de 2007

MI HISTORIA MÁS VIEJA DEL MUNDO

Hay que remitirse a unas noches atrás, cuando aún pateaba tierras catalanas("catalufas" según el diccionario de la real Jdemia). Hallábame yo tomando la primera de la noche( bueno tras perder el tren a Barcelona mientras nos encalomábamos una "Xibeca" que es una litrona de las de toda la vida pero a la catalana) y allí apareció un recuerdo en forma de mujer. Siempre tropiezo con los mismos escalones.


¿Habéis oído "recuerdo" de Ismael Serrano?. En esa canción cree reconocer en un vagón a una mujer que fué para él muy importante. A mí en dos días me pasó lo mismo dos veces. ¿Será que me encuentro demasiado sólo?¿que echo de menos a aquellas dos "aparecidas"?simple enajenación por el traqueteo y el alcohol creo yo. De la primera ni hablaré porque levantar la costra de heridas recientes no es muy recomendable. No lo digo como estudiante de medicina sino como ex-niño con heridas en codos y rodillas y moratones en el culo, la voz de la experiencia es la más sabia. Pero la otra ya sólo es mera cicatriz. Esa chiquilla de la sonrisa fácil a mis tonterías de disco-bar, que escucha atentamente mis paranoias de revolución y anécdotas de borracho, que se emociona con "La flor de bulevar" de Chaouen, que no dice "hala médico con eso ganarás mucha pasta ¿no?"(no, es la respuesta) y se pone unas gafas de Ray Charles. Fue un viaje a los diecisiete cuando corría por las aulas detrás de aquella pelirroja que me abrazaba y me susurraba "no te alejes demasiado" para después huir con aquel tipo malote de la consigna fácil y el pendiente en la ceja. ¿Por qué esta vez iba a ser igual? no me resigno a que todos los caminos me lleven a pedir una copa de más y acabar vomitando la tristeza en alguna esquina. Pero uno no puede luchar nunca contra los designios del destino. Siempre habrá alguien que sea más interesante que un tipo que baila haciendo el tonto y saca su ingenio con el chiste del vermú.


Perdí todo lo interesante que podía parecer en el momento en que el fulano de la gorrilla se cruzó entre AL y yo. El tequila me hizo olvidarla, cada vez es más fácil. Hubo un momento mientras le pedía el teléfono a la camarera( historia cuyo final también sabía) en el que me imaginaba estrellándole la cabeza al "gorrillas gafapastista" contra una cristalera pero no habría merecido la pena, ya sé como acaba también esa historia. Así que pasé al modo "hay otros peces en el mar" y ululé por aquel bar buscando compañía femenina; yo, demasiado borracho, ellas, demasiado conscientes. El final de la historia no fué en el portal de mi casa( por cuestiones de distancia) sino la playa, rezando para que el sol que levantaba cabeza no hundiese la mía en la arena para siempre.


Ésta es, sin duda, la historia más vieja del mundo, chico conoce a chica, chica conoce a chico más interesante, chico fracasado y hundido destroza su hígado para olvidar. Quien no la haya vivido en alguna de sus versiones y variantes, no ha vivido gran cosa. Si ya lo sé, "la chica no merecía la pena", "no todas son iguales" y todo eso pero la verdad es que no sé si me gustaba por ella misma o por quien me recordaba, no sé si me enfado por el rechazo o porque he cometido el mismo error una y otra vez. Ahora, tranquilidad y buenos alimentos, que me queda una semanita en casa sólo y no es bueno lo de comerse el tarro, así que pelis, frontón, guitarrita y río.


"¿Quién necesita amor teniendo chorizo?", lo leí en la puerta de un wáter pero me viene que ni pintado.

4 comentarios:

Mj dijo...

La mía es prácticamente la misma sólo que cambias al tío del pendiente en la ceja por una rubia...
De todas maneras mi hígado dice que qué culpa tiene él, que maldita fisiología, que todo el mundo piensa que es el cuore el que manda y, en realidad, se sabe que el amor, como tantas otras enfermedades psiquiátricas, reside en el coco. Y ese es fácil de tumbar.
Así que nada, a beber se ha dicho y ya sabes, "brindemos por el amor y sus fracasos, quizás podamos elegir nuestra derrota"

(Por cierto, siempre que escucho Recuerdo del Serrano creo firmemente que la chica sí será la que el espera)

W. dijo...

Yo también pienso lo mismo al escuchar la canción de I. Serrano. Ella sí que es ella pero prefiere no "arrancar las conchas" de heridas que estaban cicatrizando. Esos ojos son los tuyos...

No sé si te vale de algo que te diga que todo va a ir bien, que ya verás como el día menos pensado te reirás de esta situacion (dije yo tapándome las heridas para que no se vieran).

Y sobre beber...en clase de Psiquiatría nos presentaron al alcohol como el primer ansiolítico así que beber hasta "acabar vomitando la tristeza en alguna esquina" no debe ser malo del todo.

Ánimo, compañero (de batallas varias)

Scarlett dijo...

Pero en el fondo los fracasos nos hacen más fuertes de cara a los próximos fracasos (porque habrá más, seguro) jeje

Besitos!

Por cierto, estas nominado (visita mi blog y lo entenderás)

A dijo...

Desde tierras ''catalufas'' solo me queda decirte que espero que te haya gustao o al menos lo hayas pasao bien. Y no te enchoches por una con tantas las tias que hay por aquí. No me jodas hombre(Eso son las hormonas de las dagalas que te tienen alterao. Si te viera aquel de: ´´tu tieneis un problema…´´ ya verias como te encontraba rápida solución).

En teoria ire el dia 5 aunque igual sudecen cosas, mi hermano se a vuelto a joder la cadera(los achaques de la edad, que no perdona, 23 años) asique lo mismo nos toca quedarnos que ha dicho la jefa que nunca mejor dicho somos una ''familia'' y si ella se queda nosotros no nos vamos. Auque esta siempre dice lo mismo.

Ya te llamare para tenerte informado